Inicio del concierto en el Palau Sant Jordi. Imagen: europapress.es.

  • Cinco mil personas asistieron al Palau Sant Jordi para escuchar al grupo barcelonés
  • El evento ha sido monitorizado y estudiado por el Hospital Germans Trias i Pujol

Ayer, 27 de marzo, tras año y medio sin tocar, Love of Lesbian volvió a pisar los escenarios para dar un multitudinario concierto. Sucedió en el Palau Sant Jordi de Barcelona, que acogió a cinco mil asistentes a los que no se les exigió guardar distanciamiento.

Las únicas medidas de seguridad que se han tomado para prevenir la transmisión del COVID-19 han sido el uso de mascarillas FFP2 (repartidas por los organizadores del concierto) y la obligación de presentar un test de antígenos negativo para poder acceder al recinto (de las cinco mil personas que se lo hicieron, solo seis han resultado ser positivas).

Tras este concierto se encuentra el Hospital Germans Trias i Pujol, un centro público barcelonés que se ha encargado de monitorizar el evento, establecer las medidas y, ahora, estudiar los resultados. La Fundación para la Lucha contra el Sida y las Enfermedades Infecciosas ya hizo un estudio similar hace un año, con un concierto, en este caso, de 500 personas, que tenía el mismo objetivo: demostrar que mediante las pruebas de antígenos, que permiten crear «grupos burbuja», los eventos culturales con un público numeroso, como los conciertos, son seguros y están lejos de ser un foco de contagios.

El otro organizador de este evento ha sido Festivales por la Cultura Segura, un conjunto de asociaciones (principalmente catalanas) vinculadas al ámbito de la música que podría estar interesado en conocer los resultados de este estudio, que tardarán aproximadamente 15 días en calcularse y, en caso de ser buenos, podrían abrir la puerta a la celebración de más conciertos similares en un futuro próximo.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha declarado que está convencida del éxito del proyecto y que el Palau Sant Jordi es un «espacio completamente preparado»; además ha asegurado que este es un paso más hacia la promoción de «una cultura segura». Al concierto asistieron tres consellers, entre ellos Marc Ramentol, secretario general de Salud de la Generalitat.

Love of Lesbian es una de las bandas indies más aclamadas de nuestro país, con 24 años sobre los escenarios a sus espaldas, estos músicos barceloneses hicieron vibrar el Palau con himnos como Allí donde solíamos gritar y quisieron dedicar el concierto, «aunque parezca un tópico», a todos los sanitarios y demás personal esencial, pidiendo por favor que «nunca más se os ocurra hacer más recortes en salud» y asegurando que «este concierto es una pequeña batalla dentro de la guerra».

 

Pável Carballido. Jefe de Cultura y redactor.

“Lo más revolucionario que una persona puede hacer es decir siempre en voz alta lo que realmente está ocurriendo”. Rosa Luxemburgo