Imagen: José Luis Ábalos, rueda de prensa (PSOE).

  • PSOE y Unidas Podemos persiguen un objetivo similar, pero difieren en las herramientas a utilizar para llegar hasta él

Tras el retraso en la implantación de la nueva ley de vivienda debido a las elecciones catalanas, el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y Unidas Podemos han entrado estas últimas semanas en un debate acerca de la aplicación de esta ley.

Por un lado, la propuesta de Pablo Iglesias, líder de la formación morada, propone limitaciones en la vivienda, tales como la prohibición de los desahucios y de los cortes de suministros básicos, como agua, electricidad o gas, así como la subida de impuestos a grandes propietarios. El vicepresidente del Gobierno plantea una intervención en los alquileres, contando con el apoyo de partidos como ERC, EH Bildu, Más País o Compromís.

En el lado opuesto del debate se encuentra el ministro de Transportes, José Luis Ábalos (PSOE), quien no está dispuesto a acceder a un intervencionismo pleno en los alquileres. Él propone regularizar la situación de las subidas masivas de precio a través de herramientas como los incentivos económicos a grandes propietarios.

Ábalos, a pesar de recalcar la importancia de la función social de la vivienda en España, ha declarado: «siempre he defendido que es un derecho, pero no ignoro que es un bien de mercado también».

Por su parte, Iglesias ha asegurado ante distintos medios que la manera de ser leal al Gobierno es mantener el acuerdo planteado ante la regularización de los alquileres:


Así, desde ambos partidos se ha reconocido que se persigue un objetivo similar, pero difieren en las herramientas a utilizar para llegar hasta él.

Ante esta situación, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha tratado de calmar el enfrentamiento entre compañeros de coalición y ha asegurado ante el Congreso de los Diputados que se llegará a un acuerdo lo antes posible.

 

Yaiza Rubio. Jefa de Dinamización de redes y redactora.

“Daría todo lo que sé por la mitad de lo que ignoro”. Descartes